Josep Guinovart

Barcelona, 1927-2007

Tras realizar sus estudios en la escuela de la Lonja y en el Fomento de Artes Decorativas de Barcelona, ganó una beca en el año 1953 del Instituto Francés para realizar un viaje a París de cinco meses.
A su vuelta a Barcelona y después de una temporada trabajando en ilustraciones y decorados escenográficos, hacia el año 1957 inició una decantación hacia el arte abstracto. Su obra poco convencional utiliza elementos tridimensionales casi constantemente, la mayoría también de gran formato.
Su viaje a México y Cuba en 1972 le será de importancia en varios sentidos. Estas culturas exóticas y diferentes ambientes sociales le generan una profunda impresión y rompen los esquemas del hombre occidental. De esta manera, no solo las obras realizadas allí, sino también su creación futura recibe alguna influencia por su experiencia en América.